Los dulces beneficios del chocolate en la salud

Los dulces beneficios del chocolate en la salud

Cuando piensas en postres, golosinas, gratificación o celebraciones, te imaginas el chocolate. Es el dulce preferido a nivel universal por gente de todas las edades. Y la ciencia poco a poco también lo encontró atractivo para prevenir ciertas enfermedades. Conoce todo lo que puede curar esta delicia. No se conocen con certeza los orígenes del árbol de cacao, pero se cree los primeros estaban en América del Sur, en la cuenca del río Orinoco o Amazonas, y que luego se extendieron hasta México. El primer europeo que lo probó fue Cristóbal Colón, allá por el 1502, en su tercer viaje a América. El chocolate negro reduce el riesgo de infarto, según un estudio de la Universidad Estatal de Luisiana. John Finley, el autor principal dijo: “cuando los componentes del chocolate son absorbidos por el cuerpo, disminuyen la inflamación del tejido cardiovascular y reducen el riesgo de infarto a largo plazo".Las personas mayores que beben 2 tazas de chocolate al día tendrían más memoria y un 8% menos de riesgo de padecer Alzheimer, hallaron los científicos de la Universidad de Harvard en un estudio reciente. El beneficio sólo se dio entre quienes consumían chocolate negro con 60 a 70% de cacao. El cacao ayuda a controlar la presión arterial, al relajar las arterias y vasos sanguíneos, según investigadores de la Universidad de Adelaide, en Australia. En el estudio, los pacientes se dividieron en grupos: unos consumían productos de cacao cada día y otros tomaban placebos u otros alimentos. Al final, los investigadores observaron que quienes habían estado comiendo productos de chocolate tenían una presión arterial sistólica y diastólica menor hasta en tres puntos, en comparación con quienes habían tomado los placebos o demás alimentos. El chocolate negro podría reducir el riesgo de enfermedad cardíaca al disminuir los niveles de glucemia y colesterol malo, al mismo tiempo que aumenta los niveles de colesterol bueno, sugiere un estudio de 2012 de la Universidad Estatal de San Diego. El chocolate es rico en compuestos llamados flavonoles, que tienen propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Investigaciones anteriores han mostrado una relación entre la alta ingesta de flavonoles y la disminución de enfermedad cardiovascular. Una dieta rica en cacao ayuda a reducir el riesgo de cáncer de colon y recto, según un estudio de 2012 del Instituto de Ciencia y Tecnología de Alimentos y Nutrición, de España. La autora, Dra. María Martín, dijo: "el cacao es rico en antioxidantes y polifenoles que protegen la mucosa intestinal”. No obstante, el cacao podría ser un arma de doble filo: "Comer muchos chocolates o beber mucha cocoa caliente podría ser contraproducente, provocarían un aumento de peso, y el sobrepeso está ligado al cáncer de colon", asegura Sarah Williams, vocera de la fundación Cancer Research, en Reino Unido. Cuando se trata de una dieta, el pastel de chocolate parece sin duda un enemigo. No obstante, incluir pastel o galletas de cacao como parte de un desayuno balanceado, serviría para bajar de peso y mantener la pérdida por más tiempo, según halló un estudio de 2012 de la Universidad de Tel Aviv, en Israel. "El secreto para perder peso sería consentirse en la mañana", explica la profesora Daniela Jakubowicz, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Tel Aviv. "Complementar el desayuno con un postre, como pastel o galletas, ayudaría a evitar el antojo de cosas dulces durante el día", declaró. Un equipo de la Universidad de Cambridge, en Reino Unido, analizó siete megaestudios para saber si era bueno o no consumir chocolate. Y llegó a la conclusión de que el delicioso dulce sí tiene propiedades benéficas para la salud. Un estadounidense consume 10 libras (4.5 kg) de chocolate al año. El consumo moderado de chocolate negro mostró reducir en un 37% el riesgo de enfermedad cardiovascular, en un 31% el de diabetes y un 29% menos de probabilidad de sufrir un accidente cerebrovascular (ACV). Los porcentajes fueron menores en personas que consumían menos chocolate.